Los Cólicos del Lactante... ¿Pueden originar complicaciones al bebé?

Hasta ahora los cólicos del lactante se consideraban un proceso benigno, es decir, una vez que desaparecen no dejan ningún tipo de secuela en el bebé, aunque al tratarse de un proceso que responde en muchos casos a la falta de maduración del aparato digestivo, el cólico puede ser un síntoma de problemas posteriores. Por este motivo, la Terapia Distal se centra en ayudar al bebé, estimulando dicha maduración.

Además, hay problemas asociados a los cólicos (o "enmascarados" por los cólicos) que necesitan una adecuada atención médica, como el reflujo patológico, una intolerancia alimentaria o incluso una infección de orina, de aquí la importancia de que el bebé esté correctamente valorando y diagnosticado por su pediatra.

Por otro lado, estudios recientes indican que puede haber alguna relación entre el cólico del lactante y las migrañas/dolores de cabeza infantiles. Sin conseguir establecer una conexión clara, el estudio estableció que era mucho más probable los niños que sufren de migrañas, hayan sufrido también de cólico de lactante cuando eran bebés.

En cualquier caso, el principal inconveniente que puede generar un cólico es distorsionar la relación familiar, ya que son episodios que generan mucha tensión en los padres y que pueden evitarse aplicando el remedio adecuado.